Sensibles y sensuales, los labios se convierten en elpasaporte de la seducción. Esta temporada, la boca se muestra voluminosa ybrillante en tonos rosa, guinda, frambuesa, coral y beige. El rojo intensoqueda reservado para ocasiones especiales.

SUAVES E HIDRATADOS
La estructura interna de los labios está formada por ungrupo muscular complejo, con gran capacidad de contracción y movilidad. En suinterior existen infinidad de terminaciones nerviosas, sensitivas y táctiles.Su capa más externa está repleta de vasos sanguíneos que, además de otorgarlessu color, los convierte en una de las zonas más sensible del cuerpo.

LA PIEL MÁS DELICADA DEL CUERPO
Extremadamente fina, sin glándulas sebáceas ni melanina,la piel de los labios es la más delicada y sensible del cuerpo humano. Lasequedad y las grietas son las principales lesiones de tan sensible piel,expuesta a multitud de agentes agresivos.

El frío y el calor, sin duda, son sus dos grandesenemigos, aunque el viento, la humedad, la polución, el sol y el mal uso de loscosméticos también pueden dañarlos.

CLAVE PARA MANTENERSANOS LOS LABIOS
La clave para mantenerlos sanos y atractivos eshidratarlos y protegerlos diariamente con bálsamos labiales, cacaos o vaselina.Una piel cuidada e hidratada siempre parece más jugosa y atractiva.

El bálsamo labial repara y devuelve la hidratación a loslabios más secos y agrietados. Su textura fluida penetra rápidamente y permitesu utilización sobre el maquillaje habitual de los labios.

CÓMO MAQUILLARLOS
La barra de labios es el cosmético más vendido en todo elmundo, pues es la fórmula más rápida y barata de realzar la belleza. Perolucirlos impecables requiere destreza y conocer algunos trucos.

  • Lo más importante es hidratarlos Si se tiene pieles muertas o pellejitos es imprescindible exfoliarlos para retirar todas las células muertas. Felicidad Carrera recomienda exfoliar los labios con “un cepillo de dientes infantil y vaselina. Frotar suavemente con movimientos horizontales hasta eliminar las células muertas”.
  • Si se aplica una pizca de maquillaje y polvos sueltos sobre los labios, ayudará a fijar el color.
  • Con un lápiz del mismo tono que la barra de labios que se elija, dibuja el contorno de los labios ligeramente por fuera, ayuda a hacerles parecer más grandes.
  • Aplica el color con pincel, especialmente si se elige un color oscuro, pintando desde el centro hacía los extremos.
  • Por último, un suave toque de brillo en el labio inferior, proporcionará más volumen a la boca.
  • Las texturas brillantes y cremosas dan la sensación de frescura y sensualidad, mientras que los tonos mates y oscuros resultan idóneos para maquillajes más serios.