De Alberto Arvelo 

“Habana – Havana”, segunda película que estrena este año su director Alberto Arvelo,  pero esta vez con un detalle muy importante ya no fue realizada “convencionalmente” como sus anteriores producciones “Una casa con vista al mar”, “Una vida y dos mandados” y “Tocar y luchar”. Ahora nos presenta una producción cinematográfica realizada con un equipo técnico de sólo tres personas: Un sonidista, un camarógrafo y por supuesto, el director.

Detrás de la realización de “Habana – Havana” hubo una misión para sus creadores: la de comprobarse así mismos que sólo hace falta un guión y una idea para hacer un largometraje. De ese reto planteado es que nace, en suelo merideño, un movimiento cinematográfico llamado Cine Átomo y del cual “Habana – Havana” es su primer fruto, costando apenas seis mil dólares.

Inspirada en un cuento de Miguel de Cervantes llamado “El forastero,” pero en ambientada en la capital cubana, la película  “Habana – Havana” refleja la historia de Salvador (Manuel Porto), un campesino cubano, viudo, que decide viajar a la capital para comprarle un par de zapatos a su única hija que está a punto de cumplir diez años… En ese deambular conoce a la encantadora Sara (Eslinda Núñez), también viuda y con un hijo… y por ahí se va una historia llena de muchas sorpresas.